miércoles, 13 de mayo de 2009

Frases 002

"Ahora todos oirán el gran crujido del naboooo!"
(Barney, el dinosaurio)

Con mi mujer estallabamos en carcajadas cada vez que los nenes veían esa película de Barney. Entonces venían los pedidos de explicaciones y "¿por qué te reís papá/mamá?"
Imposible explicar a los peques qué tiene de gracioso sin entrar en detalles sobre zoeces apelaciones al miembro viril (que la palabra miembro siempre va acompañada del adjetivo "viril" por más que la diga una octogenaria refiriendose a los de la asociación cooperadora).
Con el tiempo, dejamos de ver a Barney porque le encontrabamos asociaciones cada vez más espeluznantes. Hasta que lo redujimos a un CD con canciones más o menos para chicos olvidado en un estante junto a "Mariana y los pandiya" (Oh my Dog! no me hagas hablar) y "Cantando en Amapola". De éste último CD, yo quería hacer una segunda parte que se llamara "Bailando en el Cornezuelo de Centeno", pero mi intuición me dijo que me quedara moscato y que aflojara con el peyote.

Se me fue al garete el post. Pero qué importa!

2 comentarios :

Hormiguita dijo...

jajaja Ese Barney con contenido subliminal!( no habria manera de haberlo sabido que jamas veo ese programa)

Otros que tambien dieron que hablar por esos temas son los Teletubbies, Bob Esponja, etc, etc, y si recuerdas en el pasado hasta los pitufitos.

H.- dijo...

@Hormiguita: noooo... los teletubbies! A mi hija le gustaban cuando tenía 2 años hasta que el hermano que le lleva 5 años de ventaja le dijo que eran malos. La hermana no le creyó y los argumentos irrefutables fueron "Y dónde están los padres?" "no te das cuenta que ni siquiera son humanos?" Desde entonces, les tiene miedo.

De los pitufos deberían hablar nuestros padres, que nosotros los tuvimos que asimilar con mucha chocolatada.